Coaching


El Coaching nos ayuda a conseguir objetivos que aparentemente son  difíciles e inalcanzables, en el ámbito personal y en el profesional, y nos acompaña en lo que es más importante y necesario para nosotros en este momento presente.

Trabaja creencias limitantes, recupera recursos y habilidades para disfrutar del estilo de vida deseado.

Se centra en obtener y en desarrollar el máximo potencial que cada individuo tiene intrínsicamente, superando las dificultades causadas por la falta de acción y estrategias.

Coaching es la creación de un compromiso entre una persona y su vida. Es una relación de colaboración que concentra la energía del cliente en crear y diseñar la existencia que desea. Un coach no es un consultor, ni un consejero. Es un aliado que acompaña y motiva a la persona en proceso, y le recuerda con fidelidad cuáles son sus fortalezas y sus objetivos.

El Coaching se puede usar en cualquier área existencial en la que se desee mayor satisfacción. No nos engañemos: cada mañana llevamos nuestra vida personal al trabajo, y cada tarde nuestra vida profesional a casa. Por esta razón, un proceso de coaching puede llegar a afectar todas las facetas de nuestra existencia. El objetivo de una relación de coaching es que el cliente pase a la acción y de pasos adelante. El auténtico desafío se resume en esto: una cosa es saber lo que debemos hacer, y otra cosa hacerlo.

Especialista:
Regina Carbó
Más información: clicar aquí